Más Madrid, más Feminismo

  • 350.000 personas, según datos de la Delegación del Gobierno, han salido a las calles de Madrid para seguir defendiendo un Madrid feminista que apueste por la igualdad y el progreso. 
  • Manuela Carmena ha acompañado a representantes sindicales en la Plaza de Cibeles recordando que "el feminismo es una fuerza imparable" y que "no va a haber paso atrás"

 

Un año más las calles de Madrid se han llenado de dignidad, de lucha feminista de presente y sobre todo de futuro gracias a una jornada que se ha sentido en 500 puntos de nuestro país y que ha llevado a 350.000 personas a las calles, según las cifras de la Delegación del Gobierno. El 8 de marzo ha vuelto a poner de manifiesto que tenemos una ciudad que apuesta por la igualdad, una ciudad que abraza a las gentes que viven en ella, una ciudad llena de empatía muy alejada de ese Madrid gris al que algunos quieren que volvamos. La igualdad es sinónimo de democracia y en estos días en los que tanto oímos nuevas reinterpretaciones queridas y no posibles del feminismo, todos tenemos claro que gracias a reconocer la dignidad de las mujeres, el feminismo es una fuerza imparable de progreso.

Una ciudad libre es una ciudad que se vive sin miedo y sin limitaciones. Queremos que Madrid siga apostando por la protección de todas y todos, libre de machismo, de homofobia, violencia o racismo. Queremos que como ciudad se asuma el derecho de las mujeres a la seguridad, para hacer efectivo que “la calle y la noche también son nuestras” debemos construir una ciudad donde las mujeres puedan moverse con libertad a cualquier hora y por cualquier calle sin miedo a la violencia sexual. Pero también una ciudad diseñada y adaptada a una vida cotidiana con tiempos productivos y de cuidados.

Desde Más Madrid tenemos claro Madrid debe ser un espacio de acogida, una ciudad abierta, sin fronteras, donde a nadie se le condiciona ningún derecho ni ningún servicio a su origen, ni al tiempo que lleva habitándola, ni al tiempo que piensa permanecer en ella. Madrid ya es, de hecho, una ciudad especialmente acogedora y acompañante de personas que buscan una vida mejor.
Para que Madrid sea esta ciudad de los cuidados que tanto queremos, es fundamental incorporar la interseccionalidad en la mirada feminista, siendo conscientes de que la desigualdad aflora en la pertenencia a múltiples categorías sociales como el género, la etnia o la clase social, las cuales se cruzan y que sólo mediante un análisis complejo que identifique soluciones multidireccionales podremos desarrollar herramientas que trabajen de forma más eficiente la igualdad.

Madrid ha sido y tiene que seguir siendo una ciudad feminista, que apuesta con orgullo por la igualdad y la diversidad, y lo ha demostrado creando por primera vez una Concejalía de Políticas de Género y Diversidad, pionera en la ciudad en su trabajo por la igualdad de las mujeres, por los derechos del colectivo LGTBI y en su lucha contra la violencia machista, creando una red de espacios de igualdad que sirven de referente y de punto de encuentro y recursos en cada distrito, ejecutando unos presupuestos con perspectiva de género incorporada de manera transversal o creando las Unidades de Género en cada Junta de Distrito.
Necesitamos una Comunidad de Madrid que sume en la misma dirección y que no recorte en igualdad, que por fin de un paso al frente trabajando mano a mano con el Ayuntamiento y haciendo de Madrid una región referente en el impulso de estas políticas: una Comunidad de Madrid que apueste por una red de escuela pública, por una atención de calidad en nuestros centros de salud y por servicios sociales que garanticen la igualdad.


Madrid es feminista

Suscríbete a las novedades

Únete a Más Madrid